Desde la Autopista de la Información se vinculó el Telescopio Remoto, del Parque Astronómico La Punta, a través de fibra óptica. De esta forma, se optimizó la velocidad y operatividad del mismo, permitiendo que más usuarios se conecten en simultáneo sin ningún tipo de inconvenientes. Una vez más la tecnología en San Luis está al servicio de la ciencia.

“A partir de ahora, podemos atender a una cantidad de usuarios muchísimo mayor, sin que se degrade el servicio”, explicó Eric González, astrónomo del PALP.

“A partir de ahora, podemos atender a una cantidad de usuarios muchísimo mayor, sin que se degrade el servicio”, explicó Eric González, astrónomo del PALP.

En San Luis, la tecnología se aprovecha al máximo para favorecer a los servicios de los  sanluiseños. En esta oportunidad, el Telescopio Remoto del Parque Astronómico La Punta (PALP) fue conectado a través de un tendido de fibra óptica, optimizando así su funcionamiento. A partir de este nuevo vínculo, los usuarios disfrutan de un mejor manejo del dispositivo, que soporta muchos más usuarios conectados simultáneamente.

“Ya realizamos las pruebas de conexión, en las que le pedimos a un grupo de usuarios frecuentes que entraran todos al mismo tiempo a la página. Evaluamos el funcionamiento del telescopio y el resultado fue más que satisfactorio”, explicó Eric González, astrónomo del PALP.

De esta forma, aseguró que “a partir de ahora, podemos atender a una cantidad de usuarios muchísimo mayor, sin que se degrade el servicio, o sea, sin que se «perciba lenta la página» o tarden en llegarles las imágenes capturadas por los usuarios a través del telescopio.

En San Luis, los astros están a un clic:

Pero el vínculo por fibra óptica favoreció, además, el accionar de otros dispositivos que cumplen un rol fundamental en el telescopio. “El viernes se utilizó una cámara CCD distinta, que provee imágenes de mayor calidad, pero también de mayor consumo de ancho de banda. Esto había sido intentado antes de la instalación de la fibra óptica sin éxito. En esta ocasión no hubo problemas”, ejemplificó González.

Esta nueva conexión benefició también los controles del telescopio, que responden ahora de manera mucho más fluída, para quien tiene el turno y lo está manejando en ese momento. Al igual que el chat, que ya no presenta demoras.

Además, el astrónomo explicó que la necesidad de conectar el telescopio a este tipo de tecnología surgió de la gran demanda del servicio por parte de los usuarios, sumado a su naturaleza, ya que el sistema requiere mucho ancho de banda por persona conectada. Y adelantó: “Se está terminando de alistar el sistema para que la gente pueda ver el eclipse de Luna del 27 de septiembre a través del telescopio remoto sin inconvenientes.

Nota: Prensa ULP.

Foto: Axel Seleme.

Corrección: Mariano Pennisi.

Contenidista: Rosana Freite.