La ministra de Medio Ambiente, junto a su par de Gobierno, Justicia y Culto, recibió ayer a intendentes de distintas localidades para firmar un acta de acuerdo.

La ministra de Medio Ambiente, Daiana Hissa, y su par de Gobierno, Justicia y Culto, Eduardo D´Onofrio, recibieron ayer a los intendentes de La Toma, Saladillo, El Morro, Juan Llerena, Paso Grande, Naschel y La Punilla para firmar un acta acuerdo con la que quedó determinado, entre otros aspectos, el lugar de emplazamiento de la futura Planta Regional de Reciclado de Residuos Sólidos Urbanos que beneficiará a los vecinos de esas localidades.

“En cumplimiento del Tratado de Paz entre Progreso y Medio Ambiente, planificamos la construcción de una planta de reciclado por año. Es lo que se prevé en el Plan Quinquenal de Obras, incluido en el pacto Provincia-Municipio. Así colaboramos con los municipios en la erradicación de basurales a cielo abierto y nos acercamos a la meta de contar con una provincia que disponga correctamente de todos sus residuos sólidos urbanos”, destacó la ministra de Medio Ambiente, Daiana Hissa.

La primera planta de reciclado de estas características se puso en marcha hace un año en cercanías de Carpintería y trata los desechos de 11 localidades de los departamentos Junín y Chacabuco.

La Planta Metropolitana ya está en obra y dará una correcta disposición final a los desechos de más de 40.000 vecinos de Potrero de los Funes, El Trapiche, Estancia Grande, Juana Koslay, El Volcán, La Punta, Balde y San Jerónimo.

“Es una meta propuesta la de erradicar los basurales a cielo abierto en un plan que llamamos Chau Basural. Vamos exigiendo el cierre de estos focos de contaminación en la medida que se ponen en funcionamiento las plantas. En los departamentos Junín y Chacabuco ya lo hacemos. La exigencia es que cierren los basurales. Si algún municipio decide que la solución no es llevar sus desechos a la planta y decide realizar la disposición de alguna otra manera que no contamine, no hay problema, pero no puede no hacer nada con ella y disponerla incorrectamente”, explicó la ministra.

Los puntos acordados

1)     La nueva planta se ubicará en la Ruta Provincial N°2 – km 7, ex Avícola San Miguel.

2)     El Ministerio de Medio Ambiente se compromete a construir la planta, comprar la maquinaria y realizar todos los estudios de pre-factibilidad, impacto ambiental y elaborar el proyecto ejecutivo de la obra.

3)     Los intendentes se comprometen por el plazo de 30 años a ceder todos los derechos sobre los residuos sólidos urbanos generados en su ejido, a suministrarlos y tratarlos en la planta.

4)     Los responsables comunales también asumieron el compromiso de, en un plazo no mayor a 15 días desde la puesta en funcionamiento de la planta, a comenzar a clausurar y remediar los basurales a cielo abierto.

5)     Los municipios se adhirieron a la campaña San Luis Limpio, Ambiente Sano, destinada a la capacitación en la separación en origen, tratamiento y disposición final de los residuos domiciliarios.

6)     Los intendentes se comprometieron, además, a abonar un canon mensual por el tratamiento que se efectuará de los residuos en la planta.

Nota y foto: Paula Kraliczek, Prensa Ministerio de Medio Ambiente