Ansiedad y emoción fueron algunas de las sensaciones vividas ayer en las Escuelas “Máximo Camargo” y “Dr. Ricardo Gutiérrez” de La Toma, donde 147 alumnos de primer grado recibieron su netbooks educativas. De esta manera, el plan Todos los Chicos en la Red ya incluyó a 76.258 chicos en toda la geografía puntana.

Hasta el momento, el Gobierno provincial lleva entregadas 76.258 computadoras en todo el territorio puntano.

Hasta el momento, el Gobierno provincial lleva entregadas 76.258 computadoras en todo el territorio puntano.

La llegada de las computadoras dibujó una enorme sonrisa en los rostros de 81 chicos de la Escuela “Máximo Camargo”, quienes recibieron su netbooks para utilizarla como elemento de estudio en el aula. El director de la Institución, Aldo Ferrari, expresó: “Estamos felices. Es una experiencia muy linda para el establecimiento. Los chicos utilizan la netbook como herramienta de trabajo y, a su vez, de esparcimiento y juego”.

Desbordado de emoción, Tomás de 6 años, alumno de primer grado, expresó: “Con la compu voy a poder jugar y estudiar”. En tanto que su padre, Marcelo, explicó que es impagable ver la felicidad de su hijo al recibir la compu. “La utilización de la informática como herramienta pedagógica es muy importante”, concluyó.

Con mucha ansiedad y llenos de entusiasmo, los alumnos de la Escuela “Dr. Ricardo Gutiérrez” recibieron, también, a su nueva compañera digital. En total, se entregaron 66 computadoras para todas las divisiones de primer grado.

“Ver la felicidad de los chicos nos llena de alegría. Estuvimos hablando con los alumnos sobre la correcta utilización que deben darle a la compu en el aula y, además, sobre el buen cuidado de la herramienta”, manifestó María del Carmen de Viaccio, docente de primer grado.

“Es muy interesante que utilicen estas tecnologías desde pequeños. Que aprendan a conectarse e implementarla como medio de estudio, juego e integración”, argumentó María, madre de Ignacio, quien también recibió su netbook.

Fuente y fotos: Oficina de Prensa de la Universidad de La Punta – Matías Velázquez