Julio Gómez y Matías Ramos se encaminan a su quinto podio consecutivo, al menos provisionalmente, y nada menos que en San Luis. Los puntanos han sabido sortear el problema del día, que fue la rotura de cubiertas, y con un ritmo consistente se apuntan el segundo puesto absoluto dentro de la Clase 3 del Rally Argentino.

Álvaro Marchetto, con un ritmo superlativo, se queda con la etapa llevando nuevamente su Mitsubishi Lancer Evo X al primer escalón. Julio es seguido muy de cerca por Diego Pereyra, que con el Subaru del Solis Competición, se ha recuperado notablemente de la etapa de la mañana.

Julio al final del día: “Estamos contentos, es increíble el calor de la gente!,  están por todos lados y no pararon de alentarnos. El auto mejoró notablemente aunque debemos seguir trabajando, nos falta potencia en lugares donde el piso se afloja y perdimos algo de tiempo. Igual el balance no puede ser otro que el mejor!, clasificamos segundos y hemos sumado puntos importantes”, sentenció el representante de Quines y La Punta Sueña 2019.

Para el domingo, los popes del Campeonato Argentino, deberán sortear los difíciles caminos de La Carolina, El Trapiche y Potrero de los Funes con 59,40 kms de especiales y 301,55 de enlaces.

Prensa Julio Gómez

El piloto busca su quinto podio.

El piloto busca su quinto podio.